BRITNEY SPEARS PERDIÓ LA BATALLA LEGAL: SU PADRE SEGUIRÁ SIENDO SU TUTOR

Un tribunal de Los Ángeles denegó la demanda de Britney Spears de poner fin a la custodia de sus asuntos personales y negocios otorgada a su padre desde 2008.
La decisión judicial se conoció después de que Britney declarara en una audiencia virtual la semana pasada.
Solo quiero que me devuelvan mi vida. Pasaron 13 años y ya es suficiente”, subrayó la cantante ante la Justicia.

El fallo estima que el patrimonio de la estrella del pop, cuya fortuna está calculada en unos 60 millones de dólares, debe seguir siendo controlado y conservado en parte por su padre Jamie Spears. Esta situación comenzó hace más de una década, desde su crisis nerviosa pública, lo que llevó a miles de fanáticos a lanzar en los últimos años la campaña #FreeBritney.

“Esta tutela está pagando el sueldo de mucha gente. Estoy harta”, aseguró la cantante ante el juzgado de Los Ángeles durante una intervención telefónica repleta de declaraciones contundentes como: “no soy feliz”, “no puedo dormir” y “me sentí drogada”.

”Tengo un DIU (dispositivo intrauterino) en mi cuerpo en este momento que no me deja tener un bebé, y mis tutores no me dejan ir al médico para que me lo saque” contó la cantante, siendo una de las declaraciones más impactantes que realizó.