CÓMO ES EL PROTOCOLO SANITARIO PARA VOTAR EN CONTEXTO DE PANDEMIA

En la recta final de cara a las elecciones Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) del 12 de septiembre, se conocieron las últimas medidas de la Cámara Nacional Electoral.

Por la pandemia de coronavirus, en las PASO del 12 de septiembre y en las generales del 14 de noviembre habrá una nueva forma de votar. Hay cambios en la organización y hasta en lo que cada elector debe y puede hacer en la mesa de votación y en el cuarto oscuro. Así quedó establecido en el “Protocolo sanitario de prevención COVID-19 – Elecciones nacionales 2021” que elaboraron la Cámara Nacional Electoral y los ministerios de Salud e Interior de la Nación y que se aplicará en estos comicios. En general se sigue la acordada 83 de la Cámara Electoral: se aumentaron establecimientos de votación, se creó la figura del facilitador sanitario que entre sus funciones tendrá el rol de hacer cumplir las medidas de conducta social como uso de barbijo, distancia social, control de filas y ordenar el ingreso de electores a las escuelas.

Filas

Dentro de cada lugar de votación, las filas no podrán exceder las siete personas, podrán incluso ser filas de menos votantes de acuerdo a la capacidad del lugar y al criterio de las autoridades. En estas elecciones, el votante hará la fila de su mesa fuera del colegio si la capacidad dentro del lugar no lo permite para respetar las distancias.

El facilitador sanitario será un miembro de las Fuerzas Armadas que será el encargado de controlar el aforo.

Entre las 10.30 y las 12.30 habrá prioridad para que puedan votar personas de riesgo, mayores de 60 o personas con algún tipo de patología.

Luego de las 18 horas, los facilitadores van a repartir números a quienes se encuentren afuera de los establecimientos haciendo fila; quienes no posean su número, no podrán votar después de dicha hora.

Mesa y cuarto oscuro

En la mesa, el protocolo establece que el votante no le dará su documento de identidad al presidente, sino que lo apoyará para que lo pueda ver y así evitar que ambos compartan elementos. El presidente de mesa le podrá pedir que se quite momentáneamente el barbijo para constatar su identidad si tiene alguna duda con el documento. La idea del protocolo es que la autoridad tampoco toque el sobre, sino el votante lo tome directamente de una pila.

Antes de ingresar al cuarto oscuro, el elector deberá sanitizarse las manos con el kit higiénico que habrá en cada mesa y la autoridad le indicará que el sobre no puede cerrarlo con saliva, sino que debe poner la solapa del sobre en su interior. Otra recomendación del protocolo es que el elector evite tocar la urna cuando introduce el sobre.

El protocolo también recomienda que cada votante lleve su birome para firmar el padrón después de votar. Si no llevan, la autoridad les dará una lapicera que deberá estar sanitizada. Las autoridades de mesa y los fiscales de los partidos usarán una lapicera cada uno y priorizarán no compartirla.

Consultar el padrón: hubo cambios

Por el coronavirus, la Cámara Nacional Electoral exceptuó de ir a votar a quienes tengan COVID-19, los que sean caso sospechoso, los que sean contacto estrecho de un caso positivo y a las personas que por ser grupo de riesgo tengan indicación médica de no ir a votar. La justificación la podrán hacer con un certificado sobre su situación.

Quiénes hayan ido a votar y en el colegio presenten algún síntoma compatible con COVID-19 o de un caso sospechoso también estarán exceptuados de votar. Las autoridades le informarán que así lo establece la normativa. Pero si quieren votar igual, no se lo pueden impedir. Para esos casos, el protocolo fija que el juez electoral de cada provincia debe establecer un mecanismo sanitario seguro de votación. Desde el Juzgado Federal Electoral, llaman a la población a consultar el padrón, debido a que hubo diversos cambios de establecimientos.

El nuevo padrón se puede consultar desde el celular ingresando aquí.