16.7 C
San Nicolás de los Arroyos
viernes, 20 mayo, 2022

Edición N° 4054

DOS PABELLONES DEL PENAL ESTÁN AISLADOS POR UNA PLAGA DE RATAS

A raíz de que dos internos de la Unidad Penal Nro. 3 fueron internados por padecer fiebre hemorrágica, autoridades sanitarias de Campana y La Plata intervinieron en la cárcel y procedieron a la clausura de dos pabellones por una incipiente plaga de ratas. Asimismo hay mal clima entre los internos debido a la calidad de los alimentos que se les proveen.

Germán Rodríguez
redaccion@diarieolnorte.com.ar



Días pasados, EL NORTE daba a conocer que dos internos de la Unidad Penal Nro. 3 de San Nicolás se encontraban internados en el Hospital San Felipe por un grave cuadro de fiebre hemorrágica argentina (FHA). Nuestro medio tomó conocimiento de que en estos momentos dos pabellones fueron aislados debido a una plaga de ratas, debiendo trasladarse a los detenidos a otros internos, lo que generó más condiciones de amontonamiento.

Hace tiempo que ya se vienen denunciando las condiciones insalubres de las unidades penales y el hacinamiento  de reclusos en las mismas. A los reclamos de familiares e internos se suma el tema de la comida cuya calidad deja mucho que desear.

“Los detenidos solo comen bien cuando les llevamos comida, y no podemos hacerlo siempre; muchos de los detenidos no tienen quién les acerque alimento”, comentó la familiar de un recluso a nuestro medio que pidió preservar su identidad. La mujer denunció que a los presos solo les dan polenta, fideos y cada tanto pollo para que elaboren su propia comida, y señaló que el malestar es generalizado.



Esta semana los rumores de una protesta dentro el penal por el tema de la comida fue ganando fuerza, a lo que se suma las condiciones de salubridad producto de la mencionada plaga de roedores. Autoridades carcelarias dieron a entender que la situación se estaría controlando y que se trabaja para mejorar la calidad de los alimentos. Lo que comen los internos es elaborado con los productos que se les envían que son cada vez de peor calidad, según lo denunciado por familiares, y se está estudiando la elaboración de viandas para poder mejorar esa situación antes de que se descontrole.

Aislados

La aparición de dos casos de fiebre hemorrágica, una enfermedad propia de las zonas rurales y que se propaga por las ratas, despertó la alerta en las autoridades carcelarias que, como dijimos, debieron cerrar dos pabellones y proceder a la desinfección de los mismos porque el problema de no atacarse pronto puede tornarse incontrolable. Lamentablemente las condiciones de hacinamiento complican la salud sumándose a que hace tiempo que la cantidad de detenidos que tiene el penal supera ampliamente el cupo para el que fue diseñado, siendo urgente la necesidad de la construcción de más unidades carcelarias.



Recordemos que en diálogo con EL NORTE, el flamante jefe de la cúpula carcelaria bonaerense, el subjefe Javier Cáceres, anunció que para el año que viene empezaría la construcción de más penales atentos a esta problemática y poder así trabajar en la reinserción de los presos a la sociedad.

Fiebre hemorrágica

Todo comenzó cuando se tomó conocimiento de que un interno de la Unidad Penal Nº 3 de San Nicolás se encuentra internado en el Hospital San Felipe desde el 19 de abril con diagnóstico confirmado de fiebre hemorrágica argentina, enfermedad conocida vulgarmente como “mal de los rastrojos” y que se transmite por excrementos de roedores.

El interno habría contraído la enfermedad dentro de la unidad carcelaria, estaba alojado en el Pabellón 8 del establecimiento.



El informe confirmatorio de la enfermedad fue recibido por el director del Servicio Penitenciario el pasado 26 de abril.

Médicos provenientes de La Plata realizaron controles en el resto de los internos; verificaron la presencia de síntomas y establecieron protocolos de actuación ante la gravedad del hecho.

Los responsables de las áreas correspondientes superiores de Campana fueron quienes dispusieron las medidas sanitarias especiales para evitar el contagio en el resto de los internos y fumigar y desratizar las áreas por la eventual presencia de roedores infectados.

Cabe recordar que esta semana falleció un interno dentro del penal y se esperan los resultados de la autopsia para determinar si el mismo falleció por fiebre hemorrágica argentina.



En la ciudad

Asimismo, en diálogo con EL NORTE, la directora adjunta del Hospital San Felipe, Brenda Nuciari, días pasados confirmó a nuestro medio la presencia de casos de fiebre hemorrágica argentina en la ciudad. “La semana que viene ya se podría vacunar de fiebre hemorrágica porque hay detectados casos de fiebre hemorrágica en San Nicolás”. Además un fuerte rumor daba a entender que una mujer habría muerto de fiebre hemorrágica, pero este hecho fue desmentido. “La señora murió por mal de Chagas y hay internado de fiebre hemorrágica pero que se contagió en la cárcel”, aclaró.

“Estamos desarrollando un área de infectología desde la pandemia abocada en un principio a la covid-19, pero después hemos empezado con los temas que hacen a las enfermedades infectocontagiosas como VIH, tuberculosis, sífilis, mal de Chagas y hepatitis. Dentro de las solicitudes de vacunas que realizamos para la región hemos pedido contra fiebre hemorrágica y hepatitis, que hay una demanda importante. También contra el mal de Chagas, con lo que trabajamos en forma coordinada con el Malbrán”, expresó la funcionaria.

ÚLTIMAS NOTICIAS





error: ¡Contenido protegido!