EL GOBIERNO LANZARÁ PLANES DE 30 CUOTAS PARA REACTIVAR EL CONSUMO ANTES DE LAS ELECCIONES

La Secretaría de Comercio Interior acordó con las entidades financieras, que se resistían a ofrecer plazos tan extensos con los niveles de inflación actuales. A pesar de los pedidos de lo fabricantes, los celulares seguirían excluidos del listado de productos.

La última prórroga del programa Ahora 12 llega a su fin este sábado y el Gobierno ya decidió renovarlo, con ampliación incluida. Los bancos ofrecerán 30 cuotas para productos de línea blanca, como heladeras, cocinas y lavarropas. En el Ejecutivo pretenden que el electorado llegue con el bolsillo un poco más aliviado a las próximas elecciones legislativas. Para reactivar el consumo, que no pasa por su mejor momento por la pandemia, la Secretaría de Comercio Interior mantuvo intensas negociaciones con las entidades financieras para extender el programa.

El anuncio oficial sería la semana que viene. Además de las 30 cuotas, seguirán vigentes “Ahora 12″ y “Ahora 18″, con el resto de los productos ya disponibles. Los celulares -que salieron de la lista de productos en octubre pasado- por ahora no volverían a formar parte del programa, pese a los pedidos de los fabricantes fueguinos nucleados en AFARTE y a las promesas oficiales. La cámara empresaria señaló que las ventas de teléfonos móviles cayeron casi un 40% en los últimos tres años.

Los bancos querían incrementar la tasa para los planes de 30 cuotas y lo lograron, ya que pasará de 25% a 29% (muy por debajo de la inflación de 38,7% proyectada para los próximos 24 meses) y resta ver si los comercios absorberán ese costo o lo trasladarán al cliente. Al mismo tiempo, consiguieron una flexibilización en sus encajes. Esto es, el dinero que deben mantener inmovilizado en el Banco Central a tasa cero. Este jueves, el directorio del organismo se adelantó al anuncio de la Secretaría de Comercio y publicó una normativa por la que liberó dos puntos porcentuales adicionales de encajes para aquellas entidades que brinden financiamiento mediante los programas oficiales de cuotas.

De esta manera, los bancos podrán destinar esos pesos liberados a alguna inversión que les genere rédito y les compense la pérdida que implica financiar compras con tasas bajas y a plazos largos en un contexto inflacionario. Sucede que pagar en cuotas nunca es gratis. Por eso, los bancos también pretenden aumentar el costo del resto de los planes oficiales.

En marzo pasado, Ahora 12 se renovó hasta el 31 de julio. En ese momento, se terminaron los tres meses de gracia para comenzar a pagar implementados en la edición previa como impulso extra al consumo, y se incrementó la tasa de interés de financiación para responder a los pedidos de los bancos. Por ejemplo, para el caso de 18 cuotas la tasa de descuento pasó a ser del 16,52%.

Además, se limitó la cantidad de cuotas para adquirir indumentaria y calzado (uno de los rubros que más subieron de precio en los últimos meses, con incrementos interanuales por arriba del 70%), perfumería y pequeños electrodomésticos. Esos rubros quedaron en los planes más cortos, de 3 y 6 cuotas, cuya utilización creció en el segundo trimestre del año.

Fuente: TN