FEDERICO CARRÉ: VOLVER A LOS 37 AÑOS, LUEGO DE ONCE SIN JUGAR

El alero volvió a jugar después de once años el viernes para Defensores ante Náutico de San Pedro por el Prefederal. “Estoy con una sensación que siempre estuvo adentro mío, con muchas ganas de jugar”, expresó Carré, quien jugara Liga Nacional y TNA en Regatas.

FACUNDO MANCUSO
secciondeportes@yahoo.com.ar

Carré jugó un puñado de minutos en el primer tiempo el viernes en Villa Ramallo.  FOTO PRENSA DEFENSORES

El viernes pasado se produjo un hecho significativo en la historia basquetbolística del Club Defensores de Villa Ramallo: volvió a pisar una cancha oficialmente el que para muchos es el jugador más importante que de la institución surgió. A los 37 años y luego de once sin jugar, Federico Carré regreso a la actividad, jugando un puñado de minutos por la segunda fecha del Torneo Prefederal. El alero participó un rato en el primer tiempo, en la ajustada derrota del Granate ante Náutico de San Pedro por 74 a 70 en el marco del Grupo B (estadísticamente solo sumó un robo). Físicamente intacto, como si nunca hubiese dejado de jugar. Como si los años no hubiesen pasado para él. Así se lo vio esa noche, en la que le entregó unas palabras al programa La Deportiva de Radio U.

“Estoy con una sensación que siempre estuvo adentro mío, con muchas ganas de jugar, de estar en la cancha y de ayudar al equipo desde mi lugar”, comentó Federico, quien no llegó a formar parte de los equipos campeones de Defensores en la Primera local en el Clausura del 2010 y 2011. Sin embargo, sí un juvenil Carré se dio el gusto de jugar 52 partidos en la Liga Nacional para Regatas entre 2002 y 2004, los últimos dos en la máxima categoría de los de la ribera, tras su descenso en 2004 bajo la dirección técnica de Marcelo Richetti. Y posteriormente –ya con Diego Riboldi como DT- disputó 25 en la edición 2004/05 del TNA (10.2 minutos de juego y 2.2 puntos de promedio). Luego de estas experiencias en el máximo nivel del profesionalismo, recién volvió a sentirse su nombre cuando Defensores empezó a competir en la Primera División de la ABSN. Carré empezó a destacarse con los ramallenses, al punto tal de que se convirtió en una de las figuras de la competencia por esos años. De hecho, Pablo Dastugue lo convocó para disputar el Provincial de Mayores que se jugó en 2008 en Pergamino (Bahía Blanca fue campeón), integrando una selección nicoleña que además tuvo a Nicolás Ferreyra, Patricio Rodríguez, Diego Ferrero, Gregorio Eseverri, Maximiliano Ríos, Facundo Núñez, Rodrigo Noguera, Gustavo Brog, Leonardo Lete y Nazareno Marchiano.

Si bien continuó integrando las listas de Buena Fe de Defensores en muchos campeonatos desde 2010 a la fecha y tuvo varios intentos por volver, por cuestiones personales nunca volvió a pisar la madera en un partido oficial en once años (se dedicó a un emprendimiento de elaboración de cerveza artesanal). Hasta que el viernes su regreso se concretó. En medio de un básquet cada vez más físico y dinámico, dando la ventaja de una extensa ausencia, será difícil que Carré pueda destacarse como lo hiciera en su época de plenitud, en la que mostrara mucha potencia, gran despliegue físico en defensa, penetración y tiro. Pero él toma esta vuelta desde otro lugar.  En ese sentido, apuntó: “Estoy para ayudar, jugar los minutos que sean necesarios, pero siempre al ciento por ciento, porque en mi cabeza sigue estando ese deseo de dar todo y de jugar como siempre jugué”. “Esperemos que las piernas respondan”, agregó entre risas.

Por su parte, el técnico que lo convenció para volver, Martín Blanco sobre Carré afirmó que según su opinión “es el mejor jugador que salió del club, un fuera de serie”. “Nos va a aportar mucho, esas pequeñas cosas que todo entrenador busca –destacó-, porque Federico tiene todo lo que debe tener u perimetral”. “Sé que lo tengo que ir llevando de a poco en cuanto a los minutos, dentro de un proceso progresivo de juego en el que no vamos a ver que meta veinte puntos, aunque con el correr del torneo no tengo dudas de que se va ir convirtiendo en una pieza importante para el equipo”, analizó Blanco, quien con la presencia de Carré, tiene un motivo más como para estar contento en este lindo viaje en el que Defensores se embarcó en el federativo bonaerense.