FUERTE RECHAZO A LA PROPUESTA DE LA UIA DE NO PAGARLE EL SUELDO A LOS TRABAJADORES QUE NO SE VACUNEN CONTRA EL COVID-19

El jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, rechazó la propuesta de la Unión Industrial Argentina (UIA) de suspender el pago de salarios a los trabajadores que deciden no vacunarse contra el coronavirus.

La vacunación en la Argentina es optativa y no debería existir ninguna política sanitaria que sea dictada desde las empresas, eso no corresponde”, aseguró el funcionario.
Nosotros vamos a continuar con la vacunación de modo optativo. Tenemos una gran aceptación y la Argentina es uno de los países que más ha vacunado. No puede haber una sanción si la vacuna es optativa”, dijo el jefe de Gabinete.

Aquel que está con primera dosis ya puede ser convocado, pero se genera el problema con los que no quieren vacunarse. En ese caso nadie puede obligarlos, pero nadie puede obligar a insertarlos en un medio laboral con riesgo para otros trabajadores y sus familias. Por lo tanto entendemos que en esos casos cesa la dispensa y cesa la remuneración“, expresó el presidente de la UIA, Daniel Funes de Rioja, en una rueda de prensa días atrás.

Este miércoles también la CGT rechazó las expresiones del presidente de la Unión Industrial Argentina (UIA), Daniel Funes de Rioja, quien había considerado la posibilidad de que las empresas no abonen los salarios a los trabajadores que no se vacunen contra el coronavirus. Primero con un comunicado y luego con las declaraciones de su secretario general, Héctor Daer, quien en diálogo con C5N calificó de “disparate” la propuesta.

La central obrera se expresó a través de un comunicado firmado por su secretario de Prensa y Comunicación, Jorge Sola, quien sostuvo que “castigar en un derecho laboral a quienes debería solicitarse un compromiso colectivo o social respecto del plan de vacunación contra el coronavirus no es para nada el camino adecuado”.

“Sancionar desde la relación laboral es ilegal y no coincide con la senda del convencimiento que hay que seguir para lograr la vacunación. A través del ejercicio abusivo de la relación del empleador con el trabajador no se logrará convencerlo, sino mediante el sentido común, el razonamiento y la opinión científica”, enfatizó la CGT.