18.9 C
San Nicolás de los Arroyos
jueves, 27 enero, 2022

Edición N° 3940

IMPUESTOS EN 2022: ¿QUÉ PASARÁ?, DOLOR DE CABEZA PARA LOS TRIBUTARISTAS

El Presupuesto 2022 fue rechazado ayer por la oposición en la Cámara de Diputados y el objetivo del oficialismo de poder sancionar la “ley de leyes” antes del 31 de diciembre para avanzar así en las negociaciones con el FMI, quedó trunco.

Incertidumbre de los tributaristas tras el fracaso del Presupuesto. WEB



En ese marco, luego de que el ministro de Economía Martín Guzmán confirmara ayer que se prorrogará el Presupuesto 2021, tributaristas consultados dieron cuenta de los principales cambios en materia impositiva para el año próximo y dejaron en evidencia la confusión que hay al respecto.

Sebastián Domínguez, de SDC Asesores Tributarios, dijo que en caso de que el Gobierno quiera modificar impuestos tendrá que hacerlo a partir de una nueva ley, dado que los cambios establecidos en el Presupuesto 2022, como la facultad del Ejecutivo de incrementar la alícuota del impuesto a los Bienes Personales ya no corresponderían.

Presupuesto



“Es discutible que el Gobierno pueda a través de la ley de Presupuesto hacerle cambios a las normas tributarias. Porque la misma es para ingresos y gastos y no para extender la vigencia de un impuestos o modificar alícuotas, aunque es algo que se viene haciendo”, afirmó.

En ese sentido, destacó: “Los cambios que quiera instrumentar el Gobierno y que estaban previstos en la ley de Presupuesto 2022 tienen que salir por otra ley específica”.



Asimismo, Domínguez dijo que a partir de una prórroga del Presupuesto 2021, no se lleva adelante la modificación de ajuste por inflación en el impuesto a las Ganancias para empresas. “Para los ejercicios iniciados a partir del 1 de enero de 2021, el 100% de ajuste por inflación impositivo, ya sea pérdida o ganancia, se imputa por ejercicio. Eso está bien y es lo que debería haber sido siempre. Es una buena noticia para las empresas”, planteó.

Por otra parte, agregó que no se prorroga el incentivo docente y tampoco la ley de blanqueo. “Debería salir otra ley donde se prorrogue el blanqueo. Eso es algo que se ha pedido para tratar de promover un poco la industria de la construcción”, detalló.
Mientras que destacó que “la alícuota de Ganancias no tiene cambios”. Respecto a Bienes Personales, dijo que la alícuota para bienes en el exterior estuvo vigente para 2019 y 2020. Sin embargo, aclaró que para 2021 no tiene vigencia ese incremento de hasta el 2,25 “porque el Ejecutivo tenía facultades para establecer esa alícuota por dos períodos fiscales”.



“Lo hizo, la llevó a 2,25, pero cuando se termine esa facultad el 31 de diciembre de 2021 se acaba y se vuelve al esquema anterior”, indicó. Sin embargo, para Domínguez, el Gobierno va a sostener que sigue vigente la facultad del Ejecutivo de fijar la alícuota incrementada. “La AFIP o el Ministerio de Economía tienen que informar si está vigente la alícuota incrementada o no. Eso lo sabremos más adelante”, remarcó.

En esa misma línea, el tributarista César Litvin, de Lisicki, Litvin & Asociados, dijo que “la no aprobación del Presupuesto para 2022 va a tener como consecuencia que la cláusula que extendía la vigencia de la sobrealícuota de Bienes Personales para bienes en el exterior no está vigente”.



“Para el ejercicio que termina el 31 de diciembre de 2021, que es la fotografía por el cual se pagan Bienes Personales por los bienes en el país y en el exterior, genera como consecuencia que ha fenecido la vigencia de la sobrealícuota que era por dos ejercicios, 2021 y 2022. De esta manera, para el año que viene no rige la sobrealícuota de bienes personales para bienes en el exterior”, afirmó el especialista.

Respecto a la facultad del Ejecutivo de incrementar la alícuota dijo: “Lo que requiere el Gobierno para seguir incrementando la alícuota de Bienes Personales tiene que presentar un nuevo proyecto de ley que pase por el Congreso. Sin embargo, la oposición no está a favor de este incremento de Bienes Personales”.



Y agregó que la alícuota máxima llega al 2,25% y en algunos casos vuelve confiscatorio el impuesto respecto a la renta obtenida de los bienes gravados. “Es confiscatorio el impuesto cuando absorbe una parte sustancial de la renta”, aclaró.

ÚLTIMAS NOTICIAS





error: ¡Contenido protegido!