INCONVENIENTES MENORES POR LA TORMENTA EN SAN NICOLÁS

PROVINCIA DICTÓ ALERTA AMARILLA EN ESTA REGIÓN

El Comité Organizado de Emergencias trabajó principalmente en la caída de árboles, ramas y postes de telefonía y energía eléctrica. Además, la empresa EDEN y el Ente de Aguas San Nicolás estuvieron desarrollando tareas para restablecer los servicios que se vieron dañados por cortes de cable del tendido eléctrico.

De la redacción de EL NORTE
diarioelnorte@diarioelnorte.com.ar

La caída de postes de luz dejó sin energía eléctrica a algunos sectores.

Tras los intensos vientos del miércoles por la noche y las permanentes lluvias registradas en los últimos días, el Comité Organizado ante Emergencias (COE) estuvo trabajando en distintos barrios de la ciudad con el objeto de dar atención a los inconvenientes generados por la tormenta en esta región.

Según informó el municipio, el COE trabajó principalmente en la caída de árboles, ramas y postes de telefonía y energía eléctrica. Además, la empresa EDEN y el Ente de Aguas San Nicolás estuvieron desarrollando tareas para restablecer los servicios que se vieron dañados por cortes de cable del tendido eléctrico.

Las autoridades locales recuerdan por este medio que se deben tomar todas las precauciones necesarias en caso de tormentas eléctricas y quienes quieran realizar algún reclamo, lo pueden hacer a través del 147, el Centro Único de Atención Ciudadana.

Lo concreto es que Provincia había dispuesto un alerta amarilla por fuertes vientos en esta región. El alerta amarilla prevé posibles fenómenos meteorológicos con capacidad de daño y riesgo de inte4rrupción momentánea de las actividades cotidianas.

Otros distritos bonaerenses sufrieron mucho más. La tormenta que azotó a gran parte de la provincia de Buenos Aires se sintió con mayor fuerza en la zona este y la costa atlántica, y provocó importantes destrozos en varios municipios que sufrieron inundaciones, caídas de postes y voladuras de techos producto de las lluvias y los fuertes vientos.

Panorama

Cinco municipios bonaerenses suspendieron las clases para evitar la circulación durante el alerta meteorológico. Se trata de Lobería, Balcarce, Necochea, Tandil y Mar del Plata, algunas de las localidades más castigadas por las condiciones climáticas.

El partido de La Costa fue uno de los municipios más golpeados. En las redes sociales circuló un video de un techo completo que voló en Mar de Ajó, donde la lluvia además provocó anegamientos e inundaciones.

Como todos los municipios de la costa atlántica, Pinamar sufrió las consecuencias de la fuerte tormenta con vientos de hasta 90 km/h y 140mm de lluvia en los tres días que duró la tormenta.



La zona rural del este bonaerense fue una de las más afectadas producto de las fuertes ráfagas de viento. En Ayacucho cayeron más de 130 milímetros de agua. Se inundó casi todo el pueblo, hubo cortes de luz en casi toda la ciudad. También hubo desde casas con paredones caídos a voladura de chapas, techos, de todo. La verdad que fue terrible.