JUZGADO Y CONDENADO A PRISIÓN CONDICIONAL POR UNA SERIE DE ROBOS

En el marco de las sentencias dictadas durante el período judicial, se tomó conocimiento de que la Sra. Juez, Dra. Laura Mercedes Fernández, resolvió condenar a Germán Rubén R., como autor penalmente responsable de los delitos de tentativa de robo de vehículo dejado en la vía pública y hurto, a la pena de dos años de prisión de ejecución condicional. Intentó robar un auto estacionado, siendo atrapado en el acto, y en La Emilia quiso sustraer un celular y bebidas, y también fue detenido en el lugar.

En el marco de las sentencias dictadas durante el actual período judicial, EL NORTE tomó conocimiento de que la Sra. Juez, Dra. Laura Mercedes Fernández, resolvió condenar a Germán Rubén R., como autor penalmente responsable de los delitos de tentativa de robo de vehículo dejado en la vía pública, en los términos de los artículos 42, 167 inciso 4º en relación con el artículo 163 inciso 6º del Código Penal  y hurto, en los términos del artículo 162 del Código Penal, todos en concurso real -art. 55 del C.P., a la pena de dos años de prisión de ejecución condicional (art. 26 del C.P.), la que así se impone por haberlo acordado las partes y por tratarse de primera condena.

El 25 de septiembre de 2018, aproximadamente a las 6.10, Germán Rubén R. previo a romper el vidrio trasero izquierdo y ejercer violencia sobre puertas y capó de la camioneta Renault Duster que su propietario había dejado estacionada en la vía pública, frente al domicilio sito en avenida Alberdi, intentó apoderarse ilegítimamente del vehículo, sin lograr su finalidad por razones ajenas a su voluntad.

En el acta de procedimiento consta que el personal policial que recorría la zona el día 25 de septiembre de 2018, a las 6.10, a raíz de un llamado a la central de emergencias policiales que daba cuenta de que un hombre estaba rompiendo el vidrio de una camioneta, arribó a la intersección de las avenidas Moreno y Alberdi de San Nicolás y constató que una camioneta Renault Duster tenía el vidrio trasero roto y que dentro del vehículo, intentando ocultarse, se encontraba una persona que fue aprehendida y se secuestró una piedra dentro del automóvil.

En su declaración testimonial la víctima narró que siendo las 5.30 había sacado su vehículo Renault Duster y lo dejó frente al ingreso al garaje de su casa ubicada en avenida Alberdi, que a las 6.00 cuando salió vio que su camioneta estaba en medio de la calle y que la policía tenía reducido a un hombre. Este le había querido sustraer el rodado, ya que constató que el vehículo tenía el vidrio trasero izquierdo, también la puerta del lado del conductor no abría y la de atrás tenía dificultad y el capó estaba forzado.

A lo guapo

El 14 de octubre de 2018, a las 6.55 aproximadamente, Germán Rubén R. ingresó al quiosco ubicado en calle Leodegario Córdova de La Emilia y se apoderó ilegítimamente de una botella de vino blanco intimidando verbalmente al empleado del comercio, Leandro.

Ese mismo día, entre las 7.10 y las 7.40, Germán Rubén Riquelme se apoderó ilegítimamente de un teléfono Motorola modelo i265 de la empresa Nextel, propiedad de Alejandro, que se encontraba en el interior del colectivo de la empresa Litoral Bus estacionado en la intersección de las calles Fray Luis Beltrán y Eraclio Ferreyra, de La Emilia.

El día 14 de octubre de 2018 a las 8.15, personal policial que concurrió al maxiquiosco ubicado en la avenida Leodegario Córdova a raíz de un llamado a la guardia del destacamento, que daba cuenta de que un hombre estaba consumiendo alcohol y amedrentaba a transeúntes, al llegar constató que Germán Rubén R. estaba tomando vino blanco de una botella y procedió a su aprehensión. Al realizar el cacheo preventivo en su persona secuestró de entre su ropa un teléfono celular Motorola modelo i265 de la empresa Nextel. Consta en el acta que se hizo presente en la dependencia policial Alejandro para denunciar la sustracción de su teléfono celular y que al serle exhibido el teléfono secuestrado en poder del aprehendido lo reconoció como de su propiedad.

En su testimonio el empleado del quiosco relató que aproximadamente a las 6.55 llegó un sujeto que tomó comestibles y una botella de vino blanco, y cuando se retiraba sin pagar el testigo lo interrogó y el sujeto le dijo: “Soy Riquelme, acá me conocen todos y me tienen miedo, hasta la policía me tiene miedo, ustedes que son del centro acá tienen que pagar derecho de piso”, luego de lo cual se descartó de una documentación que arrojó en el cesto y se marchó llevándose los artículos que había tomado.