30.8 C
San Nicolás de los Arroyos
lunes, 24 enero, 2022

Edición N° 3938

LA INCREÍBLE MANSIÓN QUE COMPRÓ ADELE A SYLVESTER STALLONE

La cantante británica pagó casi 60 millones de dólares para ser la nueva propietaria de la lujosa mansión en Hollywood que antes perteneció al protagonista de “Rocky”.



Adele sacudió el mercado inmobiliario de Hollywood al comprar la lujosa mansión de Sylvester Stallone por una fortuna.

Según publicó el medio norteamericano especialista en celebridades TMZ, la cantante británica pagó exactamente 58 millones de dólares por la mansión en las alturas de Beverly Hills, construida por Sylvester Stallone, el actor mundialmente conocido por interpretar al boxeador Rocky Balboa.

Sin embargo, todo indica que Adele habría hecho “un buen negocio” ya que el precio inicial se había fijado en 110 millones de dólares. Más adelante y debido a la falta de potenciales compradores, la cotización de la mansión bajó a 80 millones de dólares, hasta llegar a los casi 60 millones de dólares que pagó Adele.

La mansión diseñada por Richard Landry -en 1994- de 5.665 metros cuadrados cubiertos tiene dos pisos con una gran superficie exterior alrededor de poco más de 14.000 metros cuadrados.

Está ubicada en North Beverly Park, una de las vecindades más exclusivas de Hollywood, Los Ángeles, California.

La nueva casa de Adele tiene 8 dormitorios y 12 baños, incluyendo una fabulosa habitación en suite principal, con sauna incluído, y una inmensa cocina profesional.

Además, tiene dos comedores, una bibiloteca-oficina, una sala de cine, un gimnasio, una sala de puros con un sistema de filtración de aire, un bar, un estudio de arte y garage con capacidad para 8 automóviles.

Y en el exterior, la estrella de la flamante propiedad anteriormente llamada “La Casa Rocky Built” (La casa que construyó Rocky) es una piscina infinita, en el centro del jardín.

Beverly Park es una comunidad cerrada y súper exclusiva, llena de ricos y famosos. Y Adele ya es considerada la estrella absoluta de la venta de casas de celebridades más grande del año aún cuando la temporada recién acaba de empezar.

La mansión en las alturas de Beverly Hills está rodeada de una abundante vegetación, lo que garantizará plena intimidad y seguridad a Adele que ya posee otra propiedad cercana, en el área de Hidden Valley.

Dicen que la casa que construyó Sly Stallone en la década de 1990 (actualmente vive en Palm Beach, Florida) se ve perfectamente desde un avión comercial al arribar a Los Ángeles.

“Es un mundo en sí mismo”, destacó sobre ella un agente inmobiliario especialista en la compra venta de casas de celebridades.

ÚLTIMAS NOTICIAS





error: ¡Contenido protegido!