LA OMS EXIGIÓ SUSPENDER LOS PLANES DE UNA TERCERA DOSIS Y DONAR ESAS VACUNAS

La Organización Mundial de la Salud (OMS) exigió este miércoles a los países ricos que suspendan “por lo menos hasta fines de septiembre” sus planes de otorgar una tercera dosis contra el coronavirus para abordar la drástica desigualdad en la distribución de dosis entre países ricos y pobres, indicó que no hay evidencias que esto mejore la eficacia de inmunización contra el virus e instó a donar esas vacunas a aquellos Estados que tienen más dificultades en el acceso.

Tedros Adhanom Ghebreyesus, el director general del organismo, dijo en una conferencia de prensa que entendía por qué los países querían proteger a sus ciudadanos de la variante Delta más transmisible del virus, que se identificó por primera vez en India, pero consideró que “necesitamos una reversión urgente, de que la mayoría de las vacunas vayan a países de altos ingresos, a que la mayoría vayan a países de bajos ingresos. No podemos aceptar que los países que ya han utilizado la mayor parte del suministro mundial de vacunas utilicen aún más, mientras que las personas más vulnerables del mundo permanecen desprotegidas”.

La OMS está pidiendo una moratoria sobre los refuerzos hasta al menos finales de septiembre” para “permitir así la inmunización de al menos el 10% de la población de cada país del mundo”. “Para que eso suceda, necesitamos la cooperación de todos, especialmente del puñado de países y empresas que controlan el suministro mundial de vacunas”, agregó Tedros.