12.3 C
San Nicolás de los Arroyos
sábado, 18 mayo, 2024

Edición N° 4781

Le robaron al papá del kiosquero que fue asesinado en Ramos Mejía

Pedro Sabo fue interceptado por un delincuente armado cuando llegaba a su casa en Morón.

El papá de Roberto Sabo, el kiosquero que en 2021 fue asesinado en su comercio en Ramos Mejía, fue víctima de un robo cuando estaba por entrar a su casa.

Fue en la tarde-noche del martes cuando Pedro Sabo y su mujer iban a guardar el auto en el garage de su casa ubicada en la intersección de Maza y Santa María. Allí la pareja fue emboscada por un delincuente que, a punta de pistola, le exigió de manera violenta las llaves de su auto.

Cuando lograron bajarse del rodado, el delincuente se subió, disparó al aire y se dio a la fuga.

“No podía salir del auto y con el susto que tenía no encontraba las cosas. El tipo estaba loco, tenía gorra y anteojos, imposible reconocerlo”, sostuvo Pedro.

La víctima contó que le suplicó al ladrón mientras cometía el robo: “Le decía que ya me habían robado y hasta matado a un hijo, pero nada”.

“No te da ni ganas de salir a la calle”, manifestó Sabo en diálogo con TN.

Crimen del kiosquero

El hecho ocurrió el 7 de noviembre de 2021 cuando Roberto atendía un kiosco en la zona comercial de Ramos Mejía.

Aquel domingo el delincuente, identificado como Leandro Daniel Suárez (29), entró al negocio y durante el robo asesinó a la víctima de un disparo en la cabeza.

De “campana” actuaba un adolescente de 15 años y horas después ambos fueron detenidos tras una persecución policial. 

En agosto de 2022 el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) N°2 de La Matanza condenó a Suárez a prisión perpetua. 

error: ¡Contenido protegido!