Miércoles. 27-08-2014
DespejadoSan Nicolás de los Arroyos T. -1°C | Buenos Aires - Argentina
  • print
  • Achicar tamaño del texto
  • Agrandar tamaño del texto

Policiales

Comienza el juicio a Ramón Almirón por el crimen de la menor Priscila Schneider

19 May 2013 (07:00) |

Fue un caso que conmocionó a la opinión pública nacional. El tío abuelo de la chica asesinada empezará a ser juzgado el próximo lunes. El asesinato de Priscila ocurrió a fines de abril de 2011. Su cuerpo había sido encontrado en un descampado de la localidad de Ramallo. Ramón Almirón también está acusado por el crimen de otra niña de 12 años

Foto 1/1    Ramón Almirón irá a juicio oral por el crimen de su sobrina nieta ocurrido en abril de 2011

 

El caso de la menor Priscila Schneider había sacudido a la opinión pública a nivel nacional a fines de abril de 2011. Su cuerpo fue encontrado en un descampado de la localidad de Ramallo. La menor había sido visto con vida por última vez junto a su tío abuelo de 62 años, Ramón Almirón.

Este hombre fue detenido a los pocos días del crimen cuando estaba rezando en la Basílica de Luján y es el único acusado por el homicidio de la chica de 12 años de edad.

El próximo lunes comenzará a ser juzgado por este crimen ante el Tribunal Oral en lo Criminal Nº 1 de nuestra ciudad. La audiencia está programada para iniciarse en horas de la mañana y se podría extender durante dos días. Para el juicio se encuentran citados cerca de 22 testigos.

La causa fue llevada adelante por el fiscal de San Nicolás, Dr. Jorge Leveratto, a cargo de la UFI Nª 4. En el requerimiento de elevación a juicio, el funcionario judicial, había presentado una importante cantidad de pruebas que apuntarían a la responsabilidad de Almirón por este homicidio.

El tío abuelo de la menor, también se encuentra acusado por la muerte de otra chica de 12 años. Se trata del caso de Débora González, quien fue encontrada sin vida en 2007, luego de una intensa búsqueda.

Por está causa, Ramón Almirón, será sometido al juicio del trámite abreviado. El veredicto por este otro hecho sería leído al finalizarse el debate oral y público que se inicia está semana por la muerte de Priscila.


La causa

En el requerimiento de su prisión preventiva, se presentaron cerca de 17 elementos considerados -por el agente fiscal- como probatorios, y los mismos apuntan a la responsabilidad del tío abuelo de la menor por el crimen.

Entre los puntos más destacados se encuentran las declaraciones de la madre y la tía de la nena, quienes dieron cuenta que desde el miércoles 20 de abril de 2011, Priscila se encontraba con el imputado.

También se valoraron las testimoniales de vecinos de Ramallo, quienes vieron a las 2:15 del domingo 24 de abril -anterior a la fecha cuando fue hallado el cuerpo sin vida-, a Almirón junto a la víctima.

Asimismo, se estimó como de importancia la autopsia realizada sobre el cadáver de la menor, a partir de la cual se dio cuenta que las dos heridas que presentaba el cuerpo fueron mortales. Con ello se habría descartado la posibilidad de que pudieran haber sido autoinfligidas


La carta

A partir de la denuncia de la madre y la tía de Priscila, surgió en la investigación que la menor se encontraba con Almirón desde el miércoles 20 de abril de 2011, y que habían viajado a la ciudad de Merlo.

Las testimoniales de vecinos de Ramallo, indicaron que el imputado estaba residiendo en esa localidad, que conocía el lugar en donde apareció el cuerpo, y que había llegado el sábado con la nena desde la ciudad de Buenos Aires.

En la vivienda donde estaba alojándose, el imputado había dejado un bolso , en donde fue encontrada una carta dirigida a sus familiares -que luego fue secuestrada-, y la cual también tomó un valor probatorio sobre la imputación realizada al tío abuelo de Priscila Schneider.

En la carta se hacía alusión a “un pacto”, en donde el acusado, habría sugerido que se iba a quitar la vida, porque estaba cansado de ser “perseguido”.

En el mismo escrito se hablaba de una persona de sexo femenino, que también se iba con él, a pesar de que la había querido convencer que no.


Detención

Ramón Almirón había estado internado en el hospital San Felipe de nuestra ciudad durante el fin de semana previo al hallazgo del cuerpo sin vida de Priscila Schneider. El acusado ingresó al nosocomio con lesiones en sus brazos.

El acusado se había retirado del centro de salud sin haber obtenido el alta médica. Al ser hallada la menor fallecida, efectivos policiales, llegaron hasta ese centro de salud, ya que Almirón era el único sospechoso por la muerte de su sobrina nieta.

El mismo se había dado a la fuga y las tareas investigativas indicaron que se hallaría en la ciudad de Luján. Hasta allí se dirigió una comisión de la DDI local de San Nicolás y Mercedes, y fue detenido cuando se encontraba en el interior de la Basílica. Actualmente está detenido en la Unidad Penal de Melchor Romero.

 

OTRO JUICIO


El crimen

de Débora

González


Ramón Almirón también será juzgado por el crimen de otra menor de 12 años de edad. Se trata del resonante caso de 2007 por la muerte de Débora González.

Luego de la muerte de Priscila, el fiscal Dr. Omar Ariel Tempo, había solicitado la prisión preventiva de Ramón Almirón, por el homicidio de esta otra chica, quien había sido encontrada sin vida el 31 de mayo de 2007.

El acusado había estado detenido en esta causa, pero luego fue liberado en virtud de que no se habían encontrado elementos categóricos que puedan acreditar su participación en la muerte de la nena de 12 años.

Tras el homicidio de Priscila Ayelen Schneider, se presentó un testigo en la fiscalía Nº 4 a cargo del Dr. Tempo, quien presentó pruebas y brindó detalles para comprobar la participación de Almirón en el homicidio de la otra nena de 12 años.

Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player

Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player

SERVICAR -

Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player