UN JOVEN FUE ASESINADO EN UNA FIESTA Y EL SOSPECHOSO SE MANTIENE PRÓFUGO

En la madrugada, durante una fiesta de cumpleaños en Necochea al 1000, un hombre atacó a balazos a dos jóvenes y uno de ellos murió en el Hospital. El otro tuvo heridas leves. Los vecinos incendiaron la casa del sospechoso y la Policía busca al imputado por homicidio.

De la Redacción de EL NORTE
elnortesn@yahoo.com.ar

En la madrugada, mientras se realizaba una fiesta de cumpleaños en un domicilio de Necochea al 1000, en las cercanías del barrio Irigoyen.

En un momento la situación descarriló por una discusión entre dos personas no identificadas, y un hombre de 29 años cuyo alias sería “Bata”, habría extraído una pistola calibre 22 con la que comenzó a efectuar disparos hiriendo a dos muchachos, Jonathan Gabriel Alegre de 22 años con una lesión debajo de la rodilla derecha, y Pablo Romero de 20 años con una herida intercostal en la zona izquierda con orificio de salida.

Las víctimas se presentaron en el hospital San Felipe por sus propios medios, pero Romero, en grave estado, falleció cuando era asistido por los médicos de guardia.

El caso quedó en manos de la Comisaría Primera y la Unidad Funcional de Instrucción Nº 4. Esta última solicitó la colaboración de la DDI.

Investigación

Es así como personal del G.T.O en conjunto con el de la DDI, tras haber realizado tareas de investigación y recepción de declaraciones testimoniales, se determinó que el sospechoso posee antecedentes penales por robos calificados. Ante esta situación se realizaron tres allanamientos de urgencia: uno en el domicilio del imputado en calle Pringles y las vías del Ferrocarril, donde las fuerzas policiales secuestraron un pantalón y zapatillas con manchas hemáticas y documentación del presunto involucrado.

También en la casa de sus progenitores, en Morteo al 600 y en Las Heras al 500, en la finca de un amigo, aunque estos dos operativos tuvieron resultado negativo.

El fiscal Leveratto de la UFI Nº 4, dispuso la detención del prófugo por lo que fuerzas conjuntas continuaban al cierre de nuestra edición en la búsqueda del imputado por “homicidio y lesiones leves por uso de arma de fuego”.

Incendio

Por la tarde, un llamado telefónico a Emergencias 911 alertó a personal del Comando de Patrullas sobre un incendio en Pringles al 800, propiedad del imputado por el homicidio de Pablo Romero, estimándose que fue iniciado por allegados al fallecido en reclamo de Justicia. Los Bomberos de San Nicolás se encargaron de extinguir las llamas. Solo hubo pérdidas materiales.