19.1 C
San Nicolás de los Arroyos
lunes, 1 noviembre, 2021

Edición N° 3854

VIZZOTTI PRESIDIÓ MESA DE TRABAJO PARA AVANZAR EN LA REGLAMENTACIÓN DE LA LEY DE ETIQUETADO FRONTAL

Representantes de Salud, de Agricultura y de Desarrollo Productivo, de OPS/OMS y UNICEF, mantuvieron la primera de las reuniones periódicas, a las que se sumarán Educación y organismos de la sociedad civil, para tener un consenso amplio y rápido en la futura reglamentación.



A menos de una semana de la sanción de la Ley de Promoción de la Alimentación Saludable, también conocida como Ley de Etiquetado Frontal, la ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, presidió la primera reunión de la mesa de trabajo de la que surgirá la reglamentación, en la que participaron distintos organismos gubernamentales y organizaciones internacionales.

“Es muy importante esta reunión de trabajo, de puesta en común, para poder avanzar de manera consensuada y lograr una reglamentación lo antes posible”, afirmó Vizzotti con el fin de despejar todas las dudas sobre la aplicación de la ley que puedan presentarse desde distintos sectores de la sociedad.

La ministra destacó la importancia del armado de una mesa de trabajo técnico para trabajar en la reglamentación, que tenga una mirada federal, diversa e interdisciplinaria, y que tendrá reuniones periódicas cada semana.



En la mesa de trabajo hay tres ministerios representados: Agricultura, Ganadería y Pesca; Desarrollo Productivo; y Salud, como así también representantes de la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT), del Instituto Nacional de Alimentos (INAL), de la Organización Panamericana de Salud (OPS/OMS) y de UNICEF. Además, se incluirá al Ministerio de Educación de la Nación y a representantes de la sociedad civil.

Para la reglamentación, el secretario de Alimentos, Bioeconomía y Desarrollo Regional del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca, Marcelo Alós, propuso durante la reunión tomar como base el trabajo que se llevó adelante durante casi un año en la Comisión Nacional de Alimentos (CONAL) “ya que tiene el consenso de las provincias”.

En este sentido, Vizzotti subrayó la importancia de la CONAL por la participación de las distintas jurisdicciones y además propuso llevar el tema a las reuniones del Consejo Federal de Salud.



En la misma línea, el titular de la ANMAT, Manuel Limeres, insistió en el carácter federal de la temática y en la importancia de pensar en las cuestiones operativas y en los controles con el objetivo de que la ley se cumpla.

Por su parte, el secretario de Industria, Economía del Conocimiento y Gestión Comercial, Ariel Schale, manifestó que “es una ley que nos parece muy importante y estamos a disposición para trabajar codo a codo”. Luego, añadió algunos aspectos de importancia para los sectores productivos vinculados a la planificación de los procesos de producción, envases y la importancia de poder anticiparse a las posibles demandas que genere la adaptación necesaria.

A continuación, la representante de OPS/OMS en Argentina, Eva Jané Llopis, se comprometió “a seguir acompañando” y “traer a la mesa las barreras y limitaciones que surgieron en otros países cuando estuvieron implementando este tipo de medidas para anticiparnos”. Jané Llopis agregó que “esta ley es la más avanzada en la región” por lo que se mostró interesada en observar todo el proceso para “poder ofrecer la hoja de ruta de cómo se ha hecho en Argentina”.



A su turno, la representante de UNICEF en Argentina, Luisa Brumana, felicitó “por haber logrado este hito” y por la rápida convocatoria a la mesa de trabajo “para poder contribuir y tener un consenso sobre la reglamentación”. Brumana indicó que se trata de “una ley que ataca un problema de salud pública muy importante en el país”.

Durante la reunión se consensuó que el Ministerio de Salud de la Nación debería ser la autoridad de aplicación. En ese marco, Vizzotti aclaró que “es importante derribar mitos. Esta ley no prohíbe nada, sino que genera información primordial para una alimentación saludable”.

Finalmente, la ministra concluyó que “el desafío que tenemos es grande y la responsabilidad es enorme”, a la vez que recalcó que “las enfermedades no transmisibles para nosotros son una emergencia y avanzar en este tema es una política de Estado”.



La ley, aprobada el 26 de octubre pasado, constituye un avance fundamental para contar con información clara, precisa y veraz sobre los productos alimenticios. De esta forma, cuando un producto contenga exceso de sodio, azúcar, grasas o grasas saturadas y/o calorías se le incorporará un octógono negro por cada nutriente crítico que advierta a la persona de la presencia excesiva de éstos. También se incluirán leyendas precautorias cuando el producto contenga cafeína o edulcorantes, a fin de evitar o no recomendar su consumo en las infancias.

Esta ley abarca, según perfil de nutrientes de la OPS, a productos procesados y ultraprocesados y no incluye alimentos sin procesar, o mínimamente procesados, como por ejemplo: legumbres, huevos, leche, yerba, entre otros, y los ingredientes culinarios como aceite, sal, azúcar, entre otros.

En la reunión también estuvieron presentes la secretaria de Acceso a la Salud, Sandra Tirado; el secretario de Calidad en Salud, Arnaldo Medina; la directora nacional de Abordaje Integral de Enfermedades No Transmisibles, Graciela Abriata; la directora nacional del Instituto Nacional de Alimentos (INAL), Mónica López; el director de Agregado de Valor y Gestión de Calidad del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca, Pablo Morón; y el consultor nacional de Enfermedades No Transmisibles, OPS/OMS en Argentina Sebastián Laspiur.



spot_img

ÚLTIMAS NOTICIAS





error: ¡Contenido protegido!