9.5 C
San Nicolás de los Arroyos
domingo, 21 julio, 2024

Edición N° 4843

Votación de la ONU sobre la misión de la policía extranjera a Haití está prevista para el lunes

El Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas votará el lunes para aprobar el despliegue de policía extranjera en Haití y autorizar el uso de la fuerza para ayudar al país caribeño a luchar contra las pandillas violentas que han invadido en gran medida la capital, Puerto Príncipe.

Haití pidió ayuda internacional hace casi un año y el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, dijo el mes pasado al consejo de 15 miembros que era necesario un “uso robusto de la fuerza” por parte de un despliegue policial multinacional y el uso de activos militares para restaurar la ley y el orden en Haití y desarmar a las pandillas.

No quedó inmediatamente claro cómo China y Rusia -que son potencias de veto junto con Estados Unidos, Francia y Gran Bretaña- votarían sobre la resolución redactada por Estados Unidos. Los diplomáticos dijeron que desconfían de autorizar el uso generalizado de la fuerza y ​​quieren ampliar un embargo de armas específico de la ONU para incluir a todas las pandillas.

Los funcionarios haitianos han dicho que el país no fabrica armas y se cree que las armas utilizadas por las pandillas son en su mayoría importadas de Estados Unidos. La oficina de armas de fuego de la ATF de Estados Unidos ha descubierto que cuatro de cada cinco armas de fuego recuperadas y rastreadas en el Caribe provienen de Estados Unidos.



China ha presentado enmiendas, vistas por Reuters, que incluyen imponer un embargo de armas a “todos los actores no estatales en Haití” y afirmar que la autorización de la ONU sólo se aplicaría a los países después de que Haití notifique al Consejo de Seguridad – por escrito – su participación en la misión de seguridad.

Una resolución del Consejo de Seguridad necesita nueve votos a favor y ningún veto para ser adoptada.

La respuesta a la solicitud de ayuda de Haití se retrasó debido a la lucha por encontrar un país dispuesto a liderar una misión de asistencia de seguridad. Kenia dio un paso adelante en julio con la promesa de enviar 1.000 policías. Luego, las Bahamas comprometieron a 150 personas, mientras que Jamaica y Antigua y Barbuda también están dispuestas a ayudar.



Guterres ha instado a los países, particularmente en América, a “seguir aprovechando este nuevo impulso”.

Los países han sido cautelosos a la hora de apoyar a la administración no electa del primer ministro Ariel Henry, quien ha dicho que no se pueden celebrar elecciones justas con la inseguridad actual. Haití se encuentra sin representantes electos desde enero.

La misión de asistencia a la seguridad, aunque aprobada por el Consejo de Seguridad de la ONU, no sería una operación de las Naciones Unidas.



Las fuerzas de paz de la ONU fueron enviadas a Haití en 2004 después de que una rebelión provocara el derrocamiento y el exilio del entonces presidente Jean-Bertrand Aristide. Las tropas de paz se marcharon en 2017 y fueron reemplazadas por la policía de la ONU, que se fue en 2019.

Los haitianos desconfían de una presencia armada de la ONU. El país caribeño estuvo libre de cólera hasta 2010, cuando las fuerzas de paz de la ONU vertieron aguas residuales infectadas en un río. Más de 9.000 personas murieron a causa de la enfermedad y unas 800.000 enfermaron.

error: ¡Contenido protegido!