39.5 C
San Nicolás de los Arroyos
martes, 6 diciembre, 2022

Edición N° 4253

CASO KOTELCHUK: COMIENZA EL JUICIO CONTRA RUSSO POR GOLPES

En agosto del 2021 Sofía Kotelchuk denunció a través de sus redes sociales haber recibido una feroz golpiza por parte del farmacéutico Bernabé Arance Russo. “Estoy agradecida a la vida que me dio una oportunidad más. Sentía que me mataba… Me decía ‘Te voy a matar’”, relató la nicoleña horas después de lo sucesos, adjuntando imágenes de los múltiples hematomas y cortes en su cuerpo. Esta semana –jueves y viernes- el Juzgado en lo Correccional 2 determinará la situación del masculino, en un caso enmarcado en violencia de género.



Carolina Mitriani
diarias@diarioelnorte.com.ar

Ya tiene definida su fecha el juicio por un caso que conmocionó a San Nicolás en el año 2021, cuando Sofía Kotelchuk viralizó a través de redes sociales imágenes de las consecuencias de los fuertes golpes recibidos por su entonces pareja Bernabé Luis Arance Russo, según asentó en las denuncias del 24 de agosto. Enmarcado en violencia de género, el abordaje final de la Justicia en esta causa tendrá lugar esta semana, los días jueves 24 y viernes 25 de noviembre, desde las 9 horas.

El Juzgado en lo Correccional número 2 tendrá a su cargo la determinación. El mismo está compuesto por el juez Dr. Sebastián Luis Zubiri, las secretarias Dra. Gladis Verónica Silvina Biglieri y Dra. María Florencia Ipiña, junto al auxiliar letrado Dr. Emiliano Ignacio Luciano.

Se espera en el Palacio de Tribunales el acompañamiento de organizaciones de mujeres contra la violencia machista, tal como sucediera a los días de la denuncia de Kotelchuk, cuando desde avenida Moreno y Belgrano marcharon alrededor de 300 personas “por Sofía y por todas las que ya no tienen voz”.



Noche de terror

Bernabé Luis Arance Russo fue denunciado en sede policial apenas pasadas las 6 de la mañana del 24 de agosto del 2021 por Sofía Kotelchuk, quien se presenta como víctima del accionar de este sujeto, relatando que cerca de la 1:30 de la madrugada se acercó -como habitualmente lo hacía- al departamento de su hasta entonces pareja. Estando frente a la puerta de ingreso, nota que la misma estaba trabada para su ingreso y oye que Arance estaba con otra mujer. Ante este escenario, la denunciante solicita que le devuelva las pertenencias que ahí se encontraban.

A partir del relato de Sofía se conoce que Arance Russo finalmente sale del departamento y mantienen una discusión en un espacio común del edificio. En este lugar el hombre avanza en la violencia verbal y suma el comienzo de la física. Kotelchuk recibe primeramente una cachetada en el lado derecho de la cara apenas el hombre abre la puerta, además de empujarla.



“Si no era por el vecino, me mata. Me tiró al piso, me tiró piñas, patadas en la cabeza, en la cara, se me sentaba arriba y hacia tipo caballito y yo no podía respirar. Ahí me pegaba más piñas y me ahorcaba”, contó la joven a horas de los hechos, agregando: “Me tiró por la escalera. Pedí auxilio fácil 20 minutos, nadie salió. Los momentos en lo que yo podía respirar y me podía levantar, me volvía a tirar”.

La joven nicoleña reconoció haber atravesado mucho tiempo de terror, ya que recibió amenazas directas contra su vida: “En el momento me decía «te voy a matar»”. Aquella madrugada, recordó, “un vecino le pidió que me suelte, que nos quedemos tranquilos, que él llamaba a la policía y al rato llego la policía y se lo llevaron”. En la declaración prestada en sede policial queda asentado que al momento de arribar los efectivos de seguridad encontraron al sujeto encima de Sofía, por lo que inmediatamente lo trasladaron a la comisaría primera. También se expresó que el hombre parecía haber estado bajo los efectos de sustancias al momento de consumar los golpes que se le imputan.



Daño material

En la denuncia asentada en la Comisaría de la Mujer y la Familia, Kotelchuk declaró haberse dirigido a la cochera para romper el vidrio del auto de su ex pareja. Al regresar de este espacio al departamento de Bernabé, para insistir con retirar sus pertenencias, la violencia crecía: “Le pedí que me de mi ropa y me pegó, me golpeó, me ahorcó, me pateó, me tiró de las escaleras, me escupió en la cara, me dejó todas estas marcas en el cuerpo y aún más”.

Esto, explicó Sofía, lo hizo motivada por la impotencia del momento. “Nadie más me toca un pelo, te lo dije. Voy a hacer algo que te va a doler”, le había pronunciado la joven a Arance Russo en aquel momento, antes de buscar su vehículo. Se espera que los daños al rodado formen parte de la argumentación de la defensa del hombre. “Sí, yo le rompí un vidrio del auto, pero anda le da derecho a pegarme, a maltratarme”, señaló luego de denunciar la nicoleña.



Historia repetida

Sofía relató haber padecido previamente otra relación –cuando rondaba los 18 años- en la que recibió daños físicos, experiencia que la llevó a pensar que el vínculo con Arance Russo (que duró dos años) era sano porque no escalaba a ese punto. Esto, en el desarrollo de este tipo de vínculos, suele ser una constante en la que se maquillan las agresiones de distintas afecciones en la vida de la mujer.

Pasado este episodio que condujo a la denuncia, la joven comenzó a identificar otros tipos de violencia por parte de Bernabé, como el aislamiento que generaba con sus vínculos de amistad y la obligación que le imponía para limpiar su departamento.

Al momento de difundir su caso, Kotelchuk señaló que al comienzo sentía vergüenza pero luego comprendió que tenía que dar a conocer la situación para que ninguna nicoleña más estuviera en desconocimiento de esta violencia. La joven es cabecera de un hogar monomarental y madre de un niño, del que admitió acordarse en cada instante cuando recibía los golpes que la conducen esta semana a la Justicia, defendida por la abogada feminista Dra. Vanesa Vargas.

ÚLTIMAS NOTICIAS





error: ¡Contenido protegido!