20.4 C
San Nicolás de los Arroyos
lunes, 5 diciembre, 2022

Edición N° 4252

CULMINÓ LA ASAMBLEA DE LA FACCIÓN OFICIALISTA DE UOCRA

En el décimo día del conflicto, otra vez la interna del gremio constructor implicó la interrupción del tránsito y generó caos en un área neurálgica de la ciudad. La facción oficialista sumó cientos de manifestantes provenientes de otras seccionales. Celebraron una asamblea en plena calle. Una vez terminada, desconcentraron y el tránsito vehicular quedó normalizado.



La normalidad interrumpida desde hace ya diez días en la cuadra de Urquiza entre Belgrano y Mitre, donde tiene su sede local la Unión Obrera de la Construcción de la República Argentina (UOCRA) sumó nuevas afectaciones este miércoles. La facción oficialista del gremio incorporó un nutrido número de manifestantes provenientes de otras seccionales, en apoyo al dirigente local Mario Almirón cuya renuncia es exigida por el grupo disidente que desde el pasado 12 de septiembre viene solicitando con un acampe en el lugar que la conducción nacional de la organización constructora intervenga la seccional y convoque a una elección de nuevas autoridades.

Cerca de 300 manifestantes del grupo que hoy comanda el gremio concentraron en plena calle, lo que otra vez supuso el corte de la circulación vehicular y desvíos en una zona neurálgica de la ciudad.
La escalada en la intensidad del conflicto era algo que ya se conocía desde horas antes, cuando desde una y otra facción anticipaban que llegaría al lugar gran número de manifestantes. Los oficialistas hablaron de “autoconvocados”; los opositores, de “compañeros a quienes le metieron presión” para participar.

Lo cierto es que alrededor de las 13:00, tres micros repletos llegaron hasta el lugar. Eran en su mayoría manifestantes que llegaron desde San Pedro. También de Ramallo, Pergamino y Arrecifes. Se sumaron al sector que desde hace diez días está reservado a la facción “almironista”, sobre calle Urquiza, justo frente a la sede sindical.



Calle cortada
Engrosada con ese número de nuevos participantes, esa facción desbordó el área que tenía delimitada con un vallado: desbordaron las veredas y coparon la calle. Por consiguiente, el tránsito vehicular volvió a estar interrumpido, como en el primer día del conflicto.
Naturalmente, también se incrementó este miércoles el número de agentes de seguridad que venía participando en el operativo permanente de custodia preventiva. Policía Local, el grupo GAD e Infantería desplegaron recursos en el área afectada por el conflicto entre facciones de un mismo gremio. Los miembros del GAD conformaron un cordón para impedir el contacto entre los oficialistas y los disidentes, apostados sobre calle Belgrano, a metros de Urquiza.
A ese despliegue se sumó el destinado a los desvíos de tránsito vehicular, practicados sobre calle Belgrano en la esquina de Francia y en Urquiza a la altura de Lavalle.
Ni Mario Almirón ni Carlos Romero estuvieron presentes en el lugar. El portavoz del oficialismo fue Juan Manuel Rebuffo, secretario de Organización y Asuntos Gremiales de UOCRA San Nicolás, quien anticipaba a EL NORTE que su sector se disponía a celebrar una asamblea y anticipaba que este jueves los referentes del oficialismo ofrecerían una conferencia de prensa.



La asamblea
Una vez iniciada la asamblea, el primero en tomar la palabra fue Juan Carmona, de la Seccional San Nicolás de UOCRA. “Nosotros no creamos enemigos, nosotros unimos. Ellos dividen, nosotros unimos”, planteó Carmona.
Después Matías Magnanin, delegado del gremio constructor en Techint, aseveró que “los jóvenes sindicales cada día somos más, y seguimos la lucha”. La referencia era en respuesta a los cuestionamientos de la facción disidente que reclama a Almirón una “renovación generacional” en la vida interna de la organización.
“Quiero agradecer a Mario Almirón y Carlos Romero por impulsar el traspaso generacional. Estos compañeros [por los disidentes encabezados por Ángel López] están solos: son avalados por empresarios que no quieren pagar aumentos ni grillas salariales. Todos los compañeros se tienen que llevar el salario que merecen. Al señor López, le recomiendo que deje la esquina y lea el estatuto. Las elecciones son en cuatro años y se puede presentar, si tiene el apoyo de la gente”, agregó Magnanin.
Además de los constructores llegados de otras seccionales, los adeptos de Almirón también destacaron el apoyo recibido de parte de otras organizaciones tales como la CGT, el Sindicato de Camioneros, el SUPA, Luz y Fuerza, la CTA e incluso el Partido Justicialista.
Cuando Rebuffo tuvo la palabra en la asamblea, advirtió a los disidentes: “Si de verdad quieren trabajar, no tienen que venir a golpear la puerta de la Seccional un lunes a la madrugada; eso no es buscar trabajo, es romper la democracia”.
En cuanto al pedido de nuevas elecciones gremiales, recordó a los miembros de la asamblea que los disidentes “no presentaron la lista porque le tienen miedo a ustedes, compañeros: saben que no los van a votar”. Y añadió: “Nosotros no estamos fuera de la ley. Hemos sido elegidos legítimamente, con las mismas oportunidades que ustedes” Lo dijo alzando la voz hacia el grupo de disidentes.
La asamblea, iniciada hacia las 14:30, concluyó alrededor de las 15:15. De inmediato se inició una desconcentración. Los que habían llegado de otras seccionales volvieron a sus micros y ya dejan la ciudad. El tránsito quedó normalizado alrededor de las 16:00.

ÚLTIMAS NOTICIAS





error: ¡Contenido protegido!