12.8 C
San Nicolás de los Arroyos
domingo, 14 julio, 2024

Edición N° 4836

Desafío Alacero: concurso de jóvenes arquitectos podrá el foco en la sustentabilidad

Con el objetivo de fomentar proyectos que cuiden el medio ambiente, la Asociación Latinoamericana del Acero convoca a un nuevo concurso anual para estudiantes de arquitectura.

El concurso “Desafío Alacero”, tendrá este año su sede en Buenos Aires, en el marco de un congreso internacional que reunirá a todo el sector siderúrgico de la región en el Hotel Hilton.

Estudiantes de arquitectura de todo el país ya pueden participar en el “Desafío Alacero 2024”, un concurso que busca promover la arquitectura sustentable y el uso del acero como material principal. Este año, el concurso se alinea con el Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS) número 13 “Acción por el Clima”, en consonancia con la agenda 2030 de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

“Es una gran oportunidad para visibilizar en las nuevas generaciones de arquitectos el avance de los sistemas industrializados en acero y su contribución a la sustentabilidad”, destacó Carlos Vaccaro, Director Ejecutivo de la Cámara Argentina del Acero (CAA). También agregó que hoy en día es fundamental llegar a los estudiantes más jóvenes a través de este tipo de convocatorias.

La competencia, organizada por la Asociación Latinoamericana del Acero (Alacero), brinda la oportunidad de desarrollar proyectos innovadores que aborden desafíos relacionados con el cambio climático y la sustentabilidad, utilizando el acero como material fundamental en sus diseños arquitectónicos. “El estudiante es motivado a pensar de forma sustentable mucho antes del primer diseño de la estructura, ya en la fase de elección del sitio donde se construirá el edificio”, señaló Alejandro Wagner, Director Ejecutivo de Alacero.

Cada equipo deberá desarrollar una propuesta arquitectónica que aporte al ODS 13, investigando y analizando las problemáticas de una ciudad o comunidad, pensando en los objetivos de promover la construcción con acero, definiendo una problemática y a partir de esta, generar un proyecto de arquitectura superadora a dicha problemática. “Los estudiantes de hoy serán los que construyan las ciudades y smart cities del futuro, por lo que estimular una formación que incluya los conocimientos técnicos necesarios y valores como la sustentabilidad es el camino adecuado para un mundo mejor”, agregó Wagner.

La oportunidad para los jóvenes argentinos será que en esta oportunidad la sede será la propia Buenos Aires, que según Wagner, se caracteriza por una “comunidad profesional muy fuerte y es una ciudad arquitectónicamente muy rica”. El directivo recordó también que los estudiantes argentinos estuvieron entre los tres primeros lugares en las ediciones de 2020, 2021, 2022 y 2023.

Cabe señalar que el plan de la ONU donde se eligió el tema de la competencia está compuesto por 17 objetivos y 169 metas, buscando lograr un mundo mejor de cara al año 2030. “Al mismo tiempo que debemos reducir el déficit habitacional, el desafío es transformar las edificaciones en lugares de bienestar con el mínimo consumo energético posible. Los proyectos deben ser pensados desde su concepción, construcción y vida útil, con un enfoque en minimizar los impactos ambientales, el cambio climático y el consumo de recursos y energía”, enfatizó Wagner.

¿Cómo participar?

Las facultades y escuelas de arquitectura de todo el país están invitadas a conformar equipos con estudiantes de los últimos años de la carrera, junto con el apoyo de al menos un profesor guía. Cada equipo deberá presentar un proyecto que aborde los desafíos planteados por el ODS número 13 y demuestre un uso creativo e innovador del acero en su diseño.

La inscripción para el concurso estará abierta hasta el 25 de agosto, y la entrega de los proyectos deberá realizarse antes del 28 de dicho mes. Los participantes podrán enviar sus consultas a los asesores designados hasta el 1 de agosto.

Premios y reconocimientos

El concurso ofrece atractivos premios económicos ($750.000 al ganador) así como también la oportunidad de ser reconocidos por la comunidad de arquitectura sustentable y de acceder a valiosas oportunidades laborales.

Además del dinero, quienes obtengan la victoria serán seleccionados para competir en la etapa internacional del Desafío Alacero de diseño en acero para estudiantes de arquitectura 2024, que se llevará a cabo en Buenos Aires, Argentina, del 28 al 30 de octubre. El congreso de Alacero se realiza anualmente desde 1962 y es el mayor espacio de encuentro para la cadena de valor de la industria del acero latinoamericana. La cita durará 2 días, contará con 12 speakers, 800 asistentes y más de 21 stands.

Esta instancia ofrece una plataforma única para que los estudiantes presenten sus proyectos a nivel internacional y establezcan conexiones significativas en la industria. El encuentro masivo, aparte de la sustentabilidad, está enfocado en temáticas como los mercados y geopolítica, la competitividad y la industria 5.0.

Enfoque del concurso

El objetivo del concurso es promover el desarrollo de la arquitectura como disciplina fundamental para la construcción de un hábitat humano sostenible. Alentando el trabajo en equipo entre profesores y alumnos, se busca estimular la creatividad y la innovación en el diseño y la construcción en acero, promoviendo el uso responsable de este material y su potencial para abordar los desafíos del cambio climático.

Los detalles con los que debe contar el proyecto presentado

El proyecto debe considerar el repertorio crítico de la arquitectura, que es esencial para que los estudiantes puedan reflexionar sobre las especificidades de la arquitectura y el urbanismo.

Los participantes también deberán tener en cuenta los siguientes aspectos a la hora de confeccionar el edificio:

Inserción en el lugar: la ubicación elegida debe tener la necesidad real de la inclusión de un edificio de la magnitud planteada o el reemplazo de alguno existente.

Medio ambiente: se sugiere que la planificación tenga en cuenta el entorno natural y el medioambiente, incluso que pudiese recuperar áreas deprimidas o degradadas.

Eficiencia: los espacios deben procurar ser flexibles al uso, durables, fáciles de mantener, y posibles de modernizar y modificar. Se podrá introducir sistemas de eficiencia energética, uso de aguas lluvias, reutilización de aguas, aprovechamiento solar, luz natural, vientos y todo aquello ayude a la mantención del edificio.

Acceso universal: es importante la fácil y clara conectividad entre las distintas áreas del programa; debe asegurarse que los desniveles u otros obstáculos físicos permitan que los usuarios, incluidos los minusválidos, puedan acceder a las distintas instalaciones y lugares.

Entorno: se deberá considerar la incidencia y alcance del proyecto sobre áreas y lugares vecinos.

El desafío “Alacero 2024” se presenta como una oportunidad única para que los estudiantes de arquitectura den sus primeros pasos tanto internacionalmente, como ante una de las tecnologías de construcción más modernas.

error: ¡Contenido protegido!