16.5 C
San Nicolás de los Arroyos
miércoles, 24 julio, 2024

Edición N° 4847

Guillermo Ferraro será el nuevo Ministro de Infraestructura en el gobierno de Javier Milei

Desde el 10 de diciembre será un superministro ya que tendrá a su cargo cinco áreas clave de la gestión: Transporte, Obras Públicas, Minería, Energía y Comunicaciones.

En declaraciones a radio Mitre Ferraro expresó que “el enfoque que tenemos es que el Estado tiene que reducir su participación en la economía para dar lugar al sector privado. Vamos a orientar e incentivar al sector privado para su inversión”.

Luego, el futuro funcionario agregó que el país “tiene un atraso de más de 20 años en infraestructura” y aseguró que se “necesitan 15 puntos anuales del PBI y que es imposible dedicarle eso al presupuesto público”. Por ello, sostuvo que el nuevo gobierno avanzará con un modelo de Obra Pública “a la chilena”.

La obra pública “a la chilena” implica reemplazar el actual sistema de obra pública estatal por un modelo privado. Así, las tareas de infraestructura pasarían a estar en manos del sector privado, el cual tendría un ingreso mínimo garantizado por el Estado.



¿Qué va a suceder con Vaca muerta?

Ferraro destacó la importancia de generar infraestructura de calidad para Vaca Muerta y también para zonas portuarias. ”Hay una enorme deuda, que es generar una red vial que arranque con los caminos rurales y, luego, por las rutas nacionales y provinciales, y terminen en los accesos portuarios, tanto en Rosario como Quequén”, adelantó.

“Hay una enorme oportunidad para invertir del sector privado, tiene que haber un gobierno creíble”, agregó. Además, aseguró que Milei buscará reformar “la ley de concesiones”.

“Por desidia, o por falta de voluntad, en casi todas las concesiones, ferroviarias, energéticas, corredores viales, que tienen su origen en los 90 y fueron entregadas por 20 o 25 años, las administraciones no generaron nuevas condiciones, entonces las obras están en un portafolio de precariedad”, concluyó Ferraro.

error: ¡Contenido protegido!