Crisis: 25 bajas de personal en la empresa Motomel


El sector automotriz y de motovehículos es uno de los más golpeados dentro del panorama dramático que atraviesa la producción industrial del país. El cierre de plantas, en algunos casos, y en otros la reducción de la plantilla de personal dominan un escenario muy deprimido por el bajo nivel de ventas.

En ese contexto, la planta Motomel La Emilia desvinculó de su plantel de empleados a 25 operarios. Algunos de ellos fueron por despido, otros por no renovación de contrato o por retiro voluntario. En cualquier caso, el objetivo madre de la empresa es reducir la producción para no “sobrestockearse”.
Las bajas ventas, combinado con la cuestión estacional (en los meses fríos se producen menos motos), motivan una decisión empresarial que agrava la situación local en materia de empleo. Cabe recordar que el último informe del Indec da cuenta de que la tasa de desocupación en San Nicolás alcanza al 11,3 % de la población económicamente activa, un registro que pone a esta zona muy cerca de las peores marcas registradas en suelo bonaerense: Mar del Plata (12,8 %) y el Conurbano (11,4 %).

Dos razones
La pérdida de poder adquisitivo y la falta de financiamiento conveniente han dinamitado el consumo de motos, y ha puesto en jaque a las distintas marcas que operan en el país. Las altas tasas de interés desalientan fuertemente la compra con financiamiento.
Los números son elocuentes: el patentamiento de motos alcanzó las 29.930 unidades durante abril, lo que representó una caída interanual de 52,2 %, cifra que se morigeró levemente en el cierre del primer cuatrimestre con una retracción de 48 %. Así coincidieron los informes que difundieron la división motovehículos de la Asociación de Concesionarias de Automotores (Acara) y la Cámara de Fabricantes de Motovehículos (Cafam).