El lunes abre la nueva guardia del Hospital San Felipe


A partir de la mañana de este lunes se reabrirá la guardia del Hospital San Felipe por calle Olleros 28. El espacio fue íntegramente renovado y se amplió su capacidad de 200m2 a 840m2.
Desde el lunes, los nicoleños encontrarán una guardia totalmente renovada y mucho más amplia, con una sala de Shock Room independiente de la entrada general donde estarán los pacientes, un área de observación, sector de admisión, consultorios y salas de espera. También habrá un nuevo acceso para optimizar la llegada de las ambulancias. El hospital San Felipe fue construido en 1874 y es considerado uno de los centros más importantes de la región. Antiguamente la guardia funcionaba por calle Moreno, y en 1989, el entonces director del Hospital, Ismael Passaglia, decidió mudarla a calle Olleros. Desde entonces, no se había hecho otra obra en el lugar.
Para el Intendente Manuel Passaglia esta es una de las obras más importantes de los últimos tiempos. “Hasta el año pasado, la guardia estaba igual que cuando yo era chico y lo iba a visitar a mi papá al Hospital, hasta tenía los mismo bancos”, comenta. Passaglia agregó: “Cuando inauguramos el año pasado el Hospital Zona Norte, mucha gente me decía contento que era la obra más importante que habíamos hecho, porque significaba un salto de calidad para la atención médica en la ciudad. Hoy puedo decir que esta obra es igual de importante, porque va a traer numerosos beneficios a quienes más lo necesitan, que son todos los nicoleños que tienen un problema de salud. Porque todos, lo hayamos usado o no, sabemos la importancia de tener cerca un lugar donde nos cuidan, donde nos atienden cuando está en juego el bien más preciado que todos tenemos, que es la salud”.
De acuerdo a las cifras oficiales, en la guardia del Hospital San Felipe se atienden aproximadamente 250 personas por día, un total de 90.000 personas cada año. La mitad de ellos, son niños.