Un abuelo de 80 años a escopetazos en el barrio


¿Hasta dónde llega la violencia que reina en nuestra sociedad? Parece que los límites son imposibles de determinar, y las razones, aunque se explican no se enfocan para alcanzar verdaderas soluciones.

Estamos viviendo con grados de agresividad que lejos de mostrarnos en el camino del desarrollo nos sumen en una especie de retroceso primitivo.
Lo ocurrido hace días en Villa Gesell, una decena de jóvenes que golpean a otro hasta producirle la muerte, puede ser la síntesis de ese retroceso hacia lo primitivo. Pero no es el único y lamentable caso. A diario vemos muestra de violencia. Muchas que se encuadran en el universo de violencia de género y otras que simplemente muestran el nivel de violencia o intolerancia social en que se vive.
Se desconocen los motivos que generaron que un hombre, abuelo, de 80 años, haya tomado la decisión de dispararle un escopetazo a un joven de 15 años. Al menos no han trascendido. Pero, y salvo que hubiera sido en defensa propia, no aparecen otros motivos que puedan justificar semejante acción.
El episodio, que bien pudo haber terminado en tragedia, ocurrió en el barrio Ginés García de nuestra ciudad.
El hombre de 80 años disparó tres veces una escopeta calibre 16 sobre la humanidad de un joven de 15 baños, dándole en la espalda, la pierna y el brazo izquierdo Instantes después se hizo presente personal policial del Comando de Patrulla y procedió a la aprehensión del hombre por el delito de abuso de arma y lesiones. La víctima fue trasladada al Hospital San Felipe donde fue asistido, y constataron que se encuentra sin riesgo de muerte.