El helicóptero de la Misión Mars 2020 fue amarrado al ‘rover’


El helicóptero de doble rotor alimentado por energía solar se conectó a una placa en el vientre del vehículo, que incluye una cubierta para proteger el helicóptero durante la entrada, el descenso y el aterrizaje.

Los ingenieros ya sujetaron el helicóptero "Mars Helicopter" de la NASA, que será el primer avión en volar en otro planeta, al vientre del rover Mars 2020 en la sala limpia High Bay 1 en el Laboratorio de Propulsión a Chorro en Pasadena, California. El helicóptero de doble rotor alimentado por energía solar se conectó, junto con el Sistema de Entrega de Helicópteros de Marte, a una placa en el vientre del vehículo que incluye una cubierta para proteger el helicóptero durante la entrada, el descenso y el aterrizaje. El helicóptero permanecerá encapsulado después del aterrizaje, desplegándose en la superficie una vez que se encuentre un área adecuada para realizar vuelos de prueba en el Cráter Jezero, el destino del rover.

Mucho en juego
El Mars Helicopter se considera una demostración de tecnología de alto riesgo y alta recompensa. Si la pequeña embarcación encuentra dificultades, la reunión científica de la misión Mars 2020 no se verá afectada. Si el helicóptero despega según lo diseñado, las futuras misiones a Marte podrían reclutar helicópteros de segunda generación para poder abarcar una mayor área a sus exploraciones. "Nuestro trabajo es demostrar que el vuelo autónomo y controlado se puede ejecutar en la atmósfera marciana extremadamente fina", dijo MiMi Aung de JPL, gerente del proyecto Mars Helicopter.

Demostración
"Dado que nuestro helicóptero está diseñado como una prueba de vuelo de tecnología experimental, no lleva instrumentos científicos. Pero si demostramos que el vuelo con motor en Marte puede funcionar, en un futuro los helicópteros de Marte podrían desempeñar un papel importante en futuras exploraciones del Planeta Rojo." Junto con la investigación de destinos difíciles de alcanzar, como acantilados, cuevas y cráteres profundos, podrían llevar pequeños instrumentos científicos o actuar como exploradores de reconocimiento para futuros exploradores humanos y robóticos. La agencia tiene la intención de establecer una presencia humana sostenida en y alrededor de la Luna a través de los planes de exploración lunar Artemisa de la NASA, utilizando la Luna como un trampolín para poner a los humanos en Marte.

Construcción
"Los hermanos Wright volaron el primer avión en Kitty Hawk, Carolina del Norte, pero lo construyeron en Dayton", dijo el administrador de la NASA Jim Bridenstine. "El Mars Helicopter, destinado a ser el primer avión en volar en otro mundo, fue construido en Pasadena, California. Unido al Rover 2020, es otro ejemplo más de cómo la generación Artemisa de la NASA está expandiendo el alcance de la humanidad en nuestro Sistema Solar". "Con esta unión de dos grandes naves espaciales, puedo decir definitivamente que todas las piezas están en su lugar para una misión histórica de exploración", dijo Thomas Zurbuchen, administrador asociado de la Dirección de Misiones Científicas en la sede de la NASA en Washington. "Juntos, Mars 2020 y Mars Helicopter ayudarán a definir el futuro de la ciencia y la exploración del Planeta Rojo en las próximas décadas".
El rover Mars 2020, con el Mars Helicopter a bordo, se lanzará en un cohete Atlas V de United Launch Alliance en julio de 2020 desde el Complejo de Lanzamiento Espacial 41 en la Estación de la Fuerza Aérea de Cabo Cañaveral en Florida. Cuando aterrice en el Cráter Jezero el 18 de febrero de 2021, el rover será la primera nave espacial en la historia de la exploración planetaria con la capacidad de retardar con precisión su punto de aterrizaje durante la secuencia de aterrizaje.


FOTO: Un científico sujeta el helicóptero al vehículo ‘rover’. NASA