25.6 C
San Nicolás de los Arroyos
domingo, 14 agosto, 2022

Edición N° 4139

POCA ACEPTACIÓN EN NUESTRA REGIÓN AL “DÓLAR SOJERO”

CRISIS DEL SECTOR AGROPECUARIO

La medida del Gobierno de impulsar la venta de soja de los productores con el acceso a la compra de dólares por el 30% de lo que vendan casi no tuvo aceptación en nuestra región, salvo aquellos pequeños y medianos productores que necesitaban vender urgente para cubrir deudas. Esperan bajas en la presión impositiva para la próxima cosecha.



Germán Rodríguez
redaccion@diarieolnorte.com.ar

A más de una semana del lanzamiento de la medida del Gobierno para impulsar la venta de soja de los productores con el acceso a la compra de dólares por el 30% de lo que vendan, todavía en nuestra región no tuvo la aceptación esperada y no se produjeron grandes ventas por esta decisión, salvo aquellos que necesitaban vender rápidamente para saldar deudas y compromisos o comprar insumos, lo que se dio en pocos casos porque los mismos cuestan conseguirlos. Este nuevo instrumento que lanzó el Banco Central con el objetivo de acelerar las ventas de soja por parte de los productores, en momentos de elevada incertidumbre y preocupación por la situación económica y cambiaria del país, generó malestar. La decisión del Banco Central de tratar de impulsar ventas de productores con el acceso a la compra de dólares por el 30% de lo que vendan no es bien recibida en nuestra región donde la mayoría de la soja ya se liquidó y los productores no ven que la medida ayude para nada.

En la zona que comprende San Nicolás, la soja que queda sin vender, del mediano y pequeño productor, queda muy poca, casi nada. Hoy un productor promedio de nuestra zona tiene muy poco stock y lo que tiene lo va a reservar para cuando compre insumos, por lo que seguramente requerirá de crédito para encarar la nueva campaña.

Enojo

“El dólar sojero no existe, los productores venden igual que vendían antes con las retenciones de por medio, no cambió nada. Lo único que varió es que si algún productor vende y no tiene en qué invertir, le permite atarse al dólar, pero creo que nadie lo hizo en la región. El que sigue vendiendo lo hará porque tiene necesidades de cubrir algún gasto, alguna cuenta y no más que eso. Con los cambios del gabinete no tenemos idea de sus intenciones, las únicas medidas que podrían ser bienvenida para el campo es la baja de la presión impositiva y que repercuta en la próxima cosecha, porque en esta, por los menos los productores pequeños y medianos, prácticamente no tienen granos. Sería algo esperable para decir ‘qué bueno, empezamos con el pie de derecho’, pero lo veo muy difícil”, expresó a nuestro medio Ariel Bianchi, productor agropecuario de Conesa y San Nicolás, respecto a la medida tomada por el Gobierno.



“El productor que tiene que vender porque tiene que cumplir un compromiso, porque necesita el dinero, va a cobrar los $49.000 la tonelada que está hoy. El precio no cambia. Lo que cambia es para el productor que tiene remanente y no lo vende porque no tiene en qué invertir. Hoy no hay forma de invertir en nada, ni siquiera en insumos, porque no hay precios de los mismos”, agregó.

Sobre lo que queda de grano dijo: “Tengamos en cuenta que lo que está guardado es más o menor lo normal de todos los años, si estimamos los volúmenes, estos no han variado, es la dinámica de venta. Ahora viene otra oleada de venta de septiembre-octubre que es cuando se necesita comprar los insumos. Hoy insumos no se pueden comprar porque no hay, así que tampoco se adelanta ese tema. Tampoco podés vender sin comprar insumos porque está todo dolarizado y podés quedar muy desfasado”.

“Dollar linked”

El mecanismo implementado por el Gobierno funcionará hasta el próximo 31 de agosto y alcanzará solamente a soja. Según el régimen, una vez que el productor liquide sus granos para exportar, con el 70% de los pesos que obtiene podrá hacer un depósito “dollar linked”, es decir, un depósito en pesos que ajusta al tipo de cambio oficial. Con el 30% restante de los pesos, el BCRA le permitirá recomprar dólares, también al tipo de cambio oficial, a la vez que deberá pagar el impuesto PAIS y las retenciones. De esa cuenta surgirá en los hechos un nuevo tipo de cambio que los productores calcularán para decidir o no su venta.



A todo esto, en junio pasado el Banco Central había impulsado una mejora en el “plazo fijo chacarero”, un depósito especial ofrecido por el Banco Nación para personas o empresas con actividades agrícolas que ofrece un rendimiento que combina el dólar oficial y el valor de los granos. Pero como todo plazo fijo, obligaba al productor a atarse a un tiempo mínimo de 60 días sin acceder a su dinero. El depósito con retribución dollar linked conocido hoy, en cambio, es “a la vista”, al estilo de una cuenta corriente, por lo que el productor puede retirar sus fondos cuando quiera.

ÚLTIMAS NOTICIAS





error: ¡Contenido protegido!