RECUERDO: DOS REMEROS NICOLEÑOS EN LOS JUEGOS DE TOKIO 1964

En esa misma ciudad japonesa donde actualmente se están disputando los Juegos Olímpicos, y donde la tecnología dice presente en toda su magnitud (como también hace 47 años lo hacía el esfuerzo humano), competían representando a Argentina Carlos Montaldo y Ricardo H. Durán, en el dos largos sin timonel.

Durán y Montaldo en una foto que quedó para la historia del deporte de la ciudad. 

OSCAR RUBEN TELLO
deportesdiarioelnorte.com.ar

La mayor satisfacción que puede experimentar un deportista, es participar en una competencia olímpica en representación de su país. En ese sentido, a través del tiempo y considerando también la actualidad, han sido cinco las figuras nicoleñas que han llegado a tener ese halago y responsabilidad.

Los primeros fueron los remeros Ricardo Durán y Carlos Montaldo que tomaron parte en Tokio 1964; luego vinieron Dolores Amaya en remo (Atlanta 1996), Sebastián Firpo en vóley (Atlanta 1996 y Sidney 2020), Javiera Salcedo (Atenas 2004) y en la actualidad la esgrimista nacida en San Nicolás María Belén Pérez Maurice (Londres 2012; Río de Janeiro 2016 y Tokio 2020). A su vez Ramón Oliden acompañó como entrenador a medallistas como “Camau” Espínola y Santiago Lange.

En esta ocasión y teniendo en cuenta que se está desarrollando en la aquella misma ciudad nipona los Juegos 2020, nos referiremos a la participación de ambos citados remeros del Club de Regatas que pudieron intervenir en aquella  Olimpiada 1964, después de haber sorteado dificultades que no imposibilitaron que el dos largos que tripulaban estuviera presente en la capital de Japón.

La historia

De las páginas de EL NORTE de aquella época, extrajimos la información de que luego de innumerables presentaciones y triunfos nacionales e internacionales, la dupla Montaldo-Durán y el doble par corto integrado por Vivas y Soma, participaron el domingo 30 de agosto de 1964 en las competencias selectivas para integrar la Selección Argentina de Remo, que se desarrollaron en el Club Regatas La Plata, fiscalizadas por la Asociación Argentina de Remeros Aficionados. La delegación estuvo acompañada por el entrenador oficial de remo del Club de Regatas José A. Araudo, con la posibilidad de que si clasificaban los dos botes nicoleños, fuera designado entrenador oficial de la delegación argentina de remo.

El dos largos sin timonel de Montaldo-Durán se adjudicó el triunfo venciendo a Hispano Argentino con un tiempo de 7m.31s. Posteriormente hicieron otra prueba solos, logrando 7m.39s. Ambas marcas fueron consideradas excelentes. Por su parte, el doble par corto de Vivas-Soma fue superado por Regatas Rosario.

En esa misma jornada, en un par remos corto, triunfó Alberto Demiddi de Regatas Rosario, en dos largos con timonel lo hizo Delta Argentino y en el cuatro largos ganó San Fernando.

Tironeo por las designaciones

Y como ya ha ocurrido en muchos otros temas deportivos cuando las autoridades son porteñas, la designación oficial de la Asociación Argentina de Remeros Aficionados nominó en primer término a botes que habían ganado en La Plata, excluyendo al de nuestra ciudad, a pesar del tiempo empleado y el triunfo logrado.

Esa actitud fue posteriormente rectificada por dicha entidad, no sabemos luego de qué gestiones llevadas a cabo ante tan tremenda injusticia. De esa forma, Montaldo-Durán representarían a Argentina en Tokio.

La delegación de remo

El martes 29 de setiembre partía hacia Japón desde Ezeiza, el contingente argentino, conformado por deportistas de diversas disciplinas y entre ellos los remeros Ricardo Durán y Carlos H. Montaldo del Club de Regatas San Nicolás y Alberto Demiddi, Juan C. Gómez y José M. Robledo respectivamente.

La actuación

Entre los días domingo 11 y jueves 15 de octubre, se disputaron las regatas de remo. El miércoles 14 se corrieron las series eliminatorias del dos largos sin timonel. En la primera Argentina con Montaldo-Durán finalizó tercera, detrás de Canadá y Dinamarca y delante de Rusia, mientras que Finlandia fue descalificada. Posteriormente el bote argentino intervino en otra serie, que ganó Gran Bretaña; fue segundo Estados Unidos, tercera Argentina y cuarto Japón.

Al clasificar únicamente los ganadores de cada serie, Montaldo-Durán quedaron excluidos, no sin antes haber competido de igual a igual, con- ya en ese entonces- verdaderas potencias deportivas. Más allá de las posiciones, los esforzados muchachos nicoleños nos representaron dignamente en esas olimpíadas, realizadas ya hace 47 años.

Desde esta sección deportiva de EL NORTE, brindamos de esta forma, el merecido reconocimiento a los dos citados remeros olímpicos y a todas aquellas entidades y personas, que hicieron posible todo aquello, que tanta alegría nos deparó a los nicoleños.

Importante apoyo

Pero para que los citados deportistas nicoleños pudieran participar en esa máxima competencia internacional, debieron enfrentar algunos problemas como que en la primera ocasión de las designaciones, la Asociación Argentina de Remeros Aficionados no tuviera en cuenta la actuación del bote tripulados por ellos en las eliminatorias, injusticia que luego fue reparada. Además existió el problema económico. Pero ello también fue superado. San Nicolás se unió y se pudo llegar a buen puerto.

En ese contexto, el viernes 11 de setiembre, en su reunión habitual, el Concejo Deliberante aprobó el otorgamiento al Club de Regatas de un subsidio de $ 50.000 “con destino a solventar parte de los gastos que se ocasionen con motivo del viaje de los remeros Durán y Montaldo a Tokio en octubre próximo”, sancionándose así el proyecto del D.E.

A su vez, el Círculo de Periodistas Deportivos de San Nicolás organizó un cuadrangular de básquet, para que su producido ayudara a los remeros a concurrir a Japón. La idea fue popularmente apoyada. El primer premio consistente en copa y medallas, fue donada por el Dr. Franklin Sauret. El trofeo llevó el nombre de su hija Alfonsina Sauret. En el torneo, disputado en el Estadio Bebán, participaron los clubes Regatas, Belgrano, La Emilia y Arco Irís. El abono para ambas fechas tuvo un valor de $ 100.

El certamen fue ganado por Arco Iris, que en la final derrotó a Belgrano, mientras que tercero clasificó Regatas y fue cuarto La Emilia.

Antes de su partida, ambos remeros visitaron nuestra redacción y entre otros conceptos, Montaldo expresó: “Nos serán pocos los años para poder agradecer lo que el pueblo de San Nicolás ha hecho por nosotros”, mientras que Duran manifestó: “Estamos muy emocionados por todo el apoyo que nos han brindado desde nuestra designación y representaremos a Argentina con el mayor esfuerzo posible”.